¿Qué tipo de cultura es la que existe en la actualidad?

Cuando éramos más jóvenes y en determinados momentos nuestros padres o maestros nos enviaban a realizar actividades en casas de colonias, ello formaba parte de nuestra cultura. Pero en la actualidad  no se encuentra claro el concepto de cultura. 

Conocedores del tema tratan de afirmar que un país sin cultura, sólo se trata de un país sin identidad. Pero también hay quienes sostienen que la cultura se trata de toda creación humana, mientras que otros emplean el sentido estricto la palabra cultura para entenderla inmersa en una esfera elitista o también de manera individual.

Basados en ello, se podría definir el tipo de cultura que predomina en la actualidad sobretodo si tomamos en consideración que nos encontramos en medio de un mundo globalizado, en el que no existen ningún tipo de frontera ni conocimiento que no sea posible alcanzar o traspasar. De esta manera, podemos analizar en dos vertientes el concepto de cultura, el primero desde un punto de vista bastante restringido, mientras que el otro, desde un carácter más amplio y con visión antropológica.

En la actualidad el término cultura se ha elastizado en cuanto a su semántica, desde la que se puede comprender desde una sinfonía de Beethoven, hasta una canción popular de un espectáculo de masas, con lo que se ha dejando de un lado ese sentido estricto. Por el contrario, se hace mención de una era de poscultura o quizás, una visión de la cultura desde el punto de vista antropológico, la cual comprende normas, costumbres, valores, ritos, creencias, prácticas sexuales, técnicas, creencias, entre otros. 

Y es que el término cultura se ha vuelto tan amplio que también se relaciona con la sociología, en el momento en el que se hace referencia a la cultura de masas, cultura de empresa o cultura de la pobreza. Pero también dependerá del país, como por ejemplo en España, donde se puede hablar de la “cultura del pelotazo”, la cultura de la violencia, entre otros.

En este punto, resulta innegable la que la cultura evolucionó y que además se alcanzó el triunfo indiscriminado y ecléctico que posee el vocablo cultura dentro de todas sus acepciones sociológicas, historicista, sociológicas y antropológica, tras hechos que fueron denunciados en un sinnúmero de libros como: el cierre de la mente moderna, La derrota del pensamiento o El asedio de la modernidad. 

En consecuencia, parece que nos encontramos ante una verdadera mutación donde la cultura como tal ya no se encuentra dotada de la autonomía relativa de la que disfrutó en otros tiempos como los del capitalismo, a tal punto, en el que hoy en día todo lo que contiene nuestra vida social se ha vuelto cultural. Para algunos estudiosos sólo nos encontramos asistiendo a un proceso de “desclasificación cultural”. 

Por último, y reconociendo que se ha deslegitimado la palabra cultura, en la actualidad nos encontramos en un proceso tal de globalización, en el que la cultura termina imponiéndose desde una perspectiva antropológica, y de esta manera favorece la cohesión o solidaridad de los grupos, mientras que en un sentido más estricto, la cultura no sirve como vehículo de integración social de los individuos cultivados, lo que Durkheim llamó en su momento “egoísmo” al que se le adicionaría, de tipo social.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *